| Edición diaria núm: | Año: 10 | Noticias: | Fotografías: | Comentarios de usuarios:

Lunes, 2 de diciembre de 2013

GASTRONOMÍA, OCIO Y MÁS... » Gastronomía y ocio en la Ribera » Vinos

La Baronía de Turís, algo más que una reconocida mistela

La Baronía de Turís, una cooperativa nacida en 1920 cuando se asociaron 70 agricultores para elaborar vinos de calidad


Javier Falomir. «No quiero hablar de brotes verdes, pero en esta segunda mitad de año hay más alegría en el mercado nacional y en cuanto a la exportación, el vino español ha recuperado la confianza de lo que nosotros llamamos el Viejo Mundo, que corresponde a los países de la Europa central» afirma Ana Calvet, gerente de la bodega La Baronía de Turís y que ha sido la encargada de pilotar la cooperativa en tiempos de crisis intentando mantener la cuota de mercado. «Nosotros este año hemos aumentado las ventas y seguimos teniendo una presencia muy importante en casi todas las grandes cadenas de distribución; además hemos conseguido reubicar el precio de nuestra marca más conocida que es el Barón de Turís, un vino con una relación calidad-precio difícilmente superable. También hemos reubicado el precio de la mistela. Y todo eso a pesar de no poder permitirnos campañas de publicidad y marketing que nos ayuden a posicionarnos mejor, porque no tenemos dinero para estos capítulos. Así que,aunque quede mucho por hacer vamos consiguiendo objetivos» resume Calvet.
La Baronía de Turís, una cooperativa nacida en 1920 cuando se asociaron 70 agricultores para elaborar vinos de calidad y obtener un mayor valor añadido de sus 200 hectáreas de viñedos, ha sufrido en la última década un importante salto cualitativo con la creación de unos vinos de autor como lo son 1920 o Luna del Mar y para los que se utilizan variedades tanto autóctonas como foráneas (cada año estos vinos se hacen con las mejores uvas que entran en la cooperativa, y varían de un año a otro) y posteriormente los vinos se envejecens en barricas de roble francés y húngaro durante 12 meses.
«En la bodega se empezó a embotellar casi en sus orígenes. Hay constancia de que ya se hacía en 1929, cuando La Baronía obtuvo una medalla de oro de la Exposición Internacional de Barcelona. Pero nosotros queríamos ampliar el abanico de la oferta para otro segmento del mercado y cubrir así un nicho que hasta ese momento no llenábamos. Y por eso empezamos a desarrollar en 2007 estas marcas. La acogida ha sido muy buena, porque vendemos todo lo que producimos, si bien desde el principio la idea ha sido hacer una producción limitada puesto que el mercado nacional tampoco puede absorber ahora vinos de un precio demasiado elevado», apunta Calvet. La Baronía de Turís agrupa hoy en día a más de 700 socios y unas 500 hectáreas de viñedos que producen casi siete millones de kilos de uva. Y para embotellar el vino se cuenta ahora con tecnología punta. Pero, sin duda, uno de los productos que más caracteriza a esta cooperativa es la mistela de moscatel «muy conocida por los consumidores valencianos y que se exporta con gran éxito, porque a su calidad hay que sumarle su precio más que competitivo».
Otro producto singular de esta bodega valenciana es el vino para consagrar «que sólo lo comercializa nuestra firma y otra de Tarragona, aunque hay más bodegas que lo elaboran en España. Pero nosotros somos los principales productores y lo exportamos a países de tradición católica, entre ellos algunos tan lejanos como Colombia o Cuba», asegura Calvet.
En realidad, a la exportación va a parar aproximadamente el 50% de la producción de La Baronía de Turís. «Es una proporción que se ha ido nivelando porque a medida que iba cayendo el consumo interno de vino en España se ha ido aumentado la venta al exterior. Vendemos en Dinamarca, Alemania, Holanda, Bélgica, República Checa, Ucrania, Canadá y Estados Unidos, entre otros países. Y también en China, de donde acaba de venir una comercial muy ilusionada con el panorama tan optimista que se vislumbra en el país asiático donde ya estamos implantados. Los vinos de la D. O. Valencia son más conocidos fuera que en España por su excelente relación calidad-precio», sostiene Calvet. La enóloga asegura que hay que diferenciarse y aprovechar las variedades autóctonas para hacer vinos personales y diferentes, «pero si el mercado pide variedades foráneas no podemos cerrar lo ojos, hay que incorporarlas a la oferta», concluye.
Leer noticia completa en lasprovincias.es
El Seis Doble no corrige los escritos que recibe. La reproducción de este texto es literal; fiel a las palabras, redacción, ortografía y sentido del autor/es.
  • 0Comentario
    Imprimir Enviar a un amigo

Noticias similares

AÑADIR UN COMENTARIO

* Escribe en cifra el resultado de la suma en el campo.

* Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

* La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

* El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador. * Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto,    ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de    apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos. * EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario, ni se hace responsable de las opiniones    vertidas. * Se recomienda no abusar de las mayúsculas ni de abreviaturas. * Los comentarios tienen que guardar relación con el tema del que trata la noticia. * No se admiten comentarios de carácter publicitario.