| Edición diaria núm: | Año: 6 | Noticias: | Fotografías: | Comentarios de usuarios:

Sábado, 7 de abril de 2018

OTROS TEMAS » Humanismo » La superpoblación y la pobreza dificultan la lucha contra la tuberculosis en la India
» Enfermedades / Salud » Entrevistas » Fundación Vicente Ferrer

La superpoblación y la pobreza dificultan la lucha contra la tuberculosis en la India

El 29% de las muertes globales por esta enfermedad suceden en este país




El gobierno de la India, a través del Plan Estratégico Nacional (2017-2025) que puso en marcha el año pasado, tiene por fin de erradicar la tuberculosis y reducir su mortalidad. Una meta que coincide con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas, que establece el año 2030 como fecha límite para eliminar esta enfermedad.
Cada día mueren 4.000 personas de esta enfermedad, una cifra que representa 1,5 millones de personas por año. Gerardo Álvarez-Uría, director del Hospital de Enfermedades Infecciosas de la FVF en Bathalapalli, se muestra escéptico ante este objetivo, pero reconoce que es necesario marcar una meta.
 
El 25% de los pacientes de tuberculosis se localizan en la India. ¿Qué factores explican que se concentren tantos casos en este país?
La tuberculosis es una enfermedad asociada a la superpoblación y a la pobreza, dos elementos con enorme presencia en la India. Otro factor de riesgo es la diabetes, una enfermedad también muy presente en el país.
Sin embargo, el principal reto en la India es la aparición de la tuberculosis multirresistente y extremadamente resistente. Por un lado, tenemos la tuberculosis estándar, que responde al tratamiento de forma favorable si se toma la medicación recomendada durante seis meses. El problema aparece con la tuberculosis resistente a los antibióticos de primera línea, especialmente la rifampicina. Cuando una persona tiene tuberculosis multirresistente, el tratamiento normal no funciona, la enfermedad no termina de curarse y se sigue transmitiendo.
El porcentaje de personas con tuberculosis resistente a los antibióticos no se sabe con exactitud, pero hay sitios en la India donde es altísimo. En Mumbai, se estima que uno de cada dos pacientes de tuberculosis es del tipo resistente. En nuestra zona, solo un 3% de los nuevos casos de tuberculosis son resistentes.
 
¿Cuál es el principal reto para tratar la tuberculosis en una zona rural como el distrito de Anantapur?
El principal reto en una zona rural es el diagnóstico. Esta enfermedad se diagnostica a través de un examen del esputo en el microscopio, que sirve para ver si hay bacilos de la tuberculosis. Sin embargo, la prueba no se hace de forma generalizada a todo el mundo que presenta síntomas de tuberculosis, como pueden ser tos, fiebre, pérdida de peso o sudores nocturnos. Tampoco es una prueba muy sensible que pueda diagnosticar la tuberculosis a todos los pacientes que la tienen. Muchos pacientes tienen un número muy pequeño de bacilos en el esputo y no se pueden detectar a través del microscopio. Para un diagnóstico más sensible, es necesario realizar un cultivo del esputo o usar técnicas de diagnóstico molecular más modernas. Estas técnicas moleculares pueden determinar si la tuberculosis es multirresistente o no en pocas horas. A día de hoy, el Hospital de Bathalapalli es el único en todo el distrito de Anantapur que realiza el test para detectar los casos de tuberculosis multirresistente.
 
¿A qué tipo de pacientes atendéis en este hospital y cómo condiciona esto la forma de afrontar la enfermedad y el tratamiento?
La mayoría de nuestros pacientes son de la zona de Rayalaseema, que incluyen los distritos de Anantapur, Chitoor, Kadapa y Kurnool. El 90% de la gente no tiene un contrato fijo, de manera que solo cobran si van a trabajar. Suelen ser trabajos relacionados con la agricultura. No existe ningún sistema de seguridad social que cubra las situaciones de enfermedad, ni mucho menos de baja laboral o paro.
La tuberculosis es una enfermedad que debilita mucho y hace perder peso, aunque la persona coma bien. Consume mucha energía e impide a las personas trabajar, especialmente en trabajos físicos, que es lo más frecuente en la zona de Anantapur. Las personas que tienen tuberculosis normalmente ya son pobres y empobrecen todavía más al contraer la enfermedad. Además, como afecta mucho más a los hombres, que son los que suelen traer el sueldo a casa, la situación económica de toda la familia empeora.
 

¿Cuál es el impacto de una persona con tuberculosis que no se trata? ¿Qué respuesta recibís por parte de los pacientes?
La tuberculosis es una enfermedad muy contagiosa que se trasmite por el aire. Hay que tener en cuenta que contagiarse de tuberculosis no significa desarrollar la enfermedad con todos sus síntomas y complicaciones. Uno puede estar infectado de tuberculosis y no presentar síntomas hasta años después. La lucha contra esta enfermedad es siempre una carrera de fondo, una inversión a largo plazo.
El tratamiento tiene bastantes efectos secundarios que afectan sobre todo al aparato digestivo. Es muy frecuente que tengan náuseas, vómitos, dolor estomacal y, a veces, se ponen amarillos por una subida de la bilirrubina. Esto hace que muchos enfermos abandonen el tratamiento. Precisamente, una de nuestras funciones es explicar a los pacientes que deben tomarse el medicamento durante seis meses como mínimo y que, aunque tengan efectos secundarios, hay formas de aminorarlos.
La situación se complica cuando se trata de una tuberculosis multirresistente. En estos casos, el tratamiento puede durar año y medio o dos años y, en lugar de cuatro o cinco pastillas, se tienen que tomar más de diez inyecciones musculares diarias que implican muchísimos efectos secundarios. Además, los fármacos de segunda línea tienen una eficacia limitada y solo el 50% de los pacientes con tuberculosis multirresistente y el 30% de los que sufren tuberculosis extremadamente resistente se acaban curando. Esto hace que muchos enfermos dejen el tratamiento y se pasen el resto de su vida con la enfermedad y, como consecuencia, transmitiéndola a otra gente.

India pretende erradicar la tuberculosis antes de 2025, cinco años antes de la fecha marcada por las Naciones Unidas. ¿Es esto posible?
El gobierno de la India ha aumentado mucho el esfuerzo económico para mejorar el programa nacional contra la tuberculosis: se están instalando máquinas para detectar la tuberculosis resistente en muchos centros sanitarios, el presupuesto ha aumentado y el tratamiento ha pasado a ser diario en vez de tres veces por semana. 
Nosotros creemos que la única forma para erradicar la tuberculosis es apoyando al Gobierno y por eso formamos parte de dicho programa. Es cierto que el pronóstico de erradicar la tuberculosis para 2025 o 2030 es muy optimista porque es una enfermedad muy compleja de tratar y asociada a la pobreza. Pero creo que es importante que se marquen unos objetivos ambiciosos puesto que el tratamiento de la tuberculosis necesita una inversión mucho más grande de la que ha recibido hasta ahora.
Sin embargo, el factor más importante en la India es cómo tratar la tuberculosis multirresistente. El problema es que hoy en día no existe un tratamiento aceptable para este tipo de tuberculosis.
 
¿Habéis notado un aumento de pacientes con tuberculosis multirresistente en el Hospital de Enfermedades Infecciosas de Bathalapalli a lo largo de los últimos años?
Efectivamente, se ha notado un aumento. No llegamos a los altos niveles de Mumbai, pero ha incrementado. El gran problema que teníamos hasta ahora en el distrito de Anantapur era el diagnóstico, ya que no había forma de saber si se trataba de una tuberculosis resistente o no. Ahora, con el nuevo programa del Gobierno y nuestro nuevo laboratorio, hemos avanzado mucho. Cada vez vemos más pacientes con tuberculosis multirresistente. Antes veíamos uno o dos pacientes al mes y ahora, 5 o 6 a la semana.
 
La tuberculosis es conocida como la enfermedad de los pobres. ¿Es realmente así?
La tuberculosis puede afectar a cualquier tipo de persona, pobre o rico, pero sí que es cierto que los factores que favorecen su aparición se dan con mayor frecuencia entre la gente pobre. La alimentación es peor, la situación económica y social es más estresante y es evidente que se propagará con más rapidez en una casa en la que duermen siete personas juntas que en una vivienda donde cada persona tiene una habitación propia.
Precisamente, el hecho que la enfermedad afecte más a la gente pobre es el motivo por el que la investigación por parte de las compañías farmacéuticas ha sido muy escasa. Como es una enfermedad que afecta mayormente a la gente con menos recursos dentro de los países más empobrecidos se ha dejado de lado. Los medicamentos que estamos usando ahora fueron descubiertos en la primera mitad del siglo XX y sólo hace uno o dos años han salido nuevos fármacos. Hasta que no ha llegado el problema de la tuberculosis multirresistente, que también afecta a los países desarrollados, no ha habido una gran motivación para investigar en nuevos tratamientos. Es una enfermedad muy antigua que es curable y por tanto se podría erradicar, pero hace falta un compromiso mucho más fuerte del que ha habido hasta ahora.
Aina Valldaura | Fundación Vicente Ferrer


El Seis Doble colabora con la Fundación Vicente Ferrer
Tienes el poder de cambiar el presente de la India




 
._000379

El Seis Doble no corrige los escritos que recibe. La reproducción de este texto es literal; fiel a las palabras, redacción, ortografía y sentido del autor/es.
  • 0Comentario
    Imprimir Enviar a un amigo
  • Compartir

Noticias similares

AÑADIR UN COMENTARIO

* Escribe en cifra el resultado de la suma en el campo.

* Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

* La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

* El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador. * Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto,    ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de    apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos. * EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario, ni se hace responsable de las opiniones    vertidas. * Se recomienda no abusar de las mayúsculas ni de abreviaturas. * Los comentarios tienen que guardar relación con el tema del que trata la noticia. * No se admiten comentarios de carácter publicitario.