| Edición diaria núm: | Año: 7 | Noticias: | Fotografías: | Comentarios de usuarios:

Sábado, 3 de marzo de 2018

OTROS TEMAS » Humanismo » Alrededor de 2,1 millones de personas conviven con el SIDA en la India
» Cooperación » Enfermedades / Salud » Entrevistas » Fundación Vicente Ferrer

Alrededor de 2,1 millones de personas conviven con el SIDA en la India

Siva Kummar: “Hay que romper con los estigmas que rodean el VIH”


En la India hay alrededor de 2,1 millones de personas con VIH, una de las cifras más altas a nivel mundial. La falta de acceso a medicamentos y centros de salud, especialmente en áreas rurales, hace que solo un 36% de los afectados reciban tratamiento, según ONUSIDA.
El Hospital de Enfermedades Infecciosas de la Fundación Vicente Ferrer (FVF) ha tratado a más de 30.000 pacientes del estado de Andhra Pradesh desde su creación, en 1995. El pasado año se registraron 6.562 casos de tuberculosis y VIH y se subministró tratamiento de antirretrovirales a más de 600 personas.
A Siva Kummar le diagnosticaron VIH positivo con 23 años e inmediatamente comenzó su tratamiento en el Hospital de Bathalapalli. Además de recibir atención médica, en el centro encontró su vocación: apoyar a los pacientes y luchar contra el estigma social que rodea esta enfermedad. Hoy Siva trabaja como consejero de la FVF y, más convencido que nunca, asegura que es posible llevar una buena calidad de vida siempre que se tenga acceso al tratamiento correcto.
 
¿En qué consiste tu trabajo en el Hospital de Enfermedades Infecciosas de la FVF?
Trabajo como consejero en el Hospital de Bathalapalli desde hace cinco años. Actualmente somos un equipo de 16 personas y trabajamos realizando jornadas de sensibilización y prevención a nivel institucional y en terreno. Nuestra labor es brindar apoyo a los afectados por VIH. Conversamos con ellas y ellos, hablamos de la importancia de tomarse los medicamentos y de acudir frecuentemente al hospital. Buscamos luchar contra el estigma y la discriminación que sufren los pacientes, muchas veces rechazados por sus familiares y por su entorno.
 
¿Cuándo tuviste conocimiento de tu enfermedad?
Fue el 17 de diciembre del 2009. Recuerdo la fecha y el momento exacto ya que estaba internado en el hospital por tuberculosis. En un principio, sentí mucha tristeza y angustia y no entendía cómo podía tener esta enfermedad.  Literalmente pensé: “Mi vida se acabó”. Los doctores del Hospital de Bathalapalli me explicaron desde el primer momento que tendría un buen tratamiento y que no debía preocuparme. También conversé con muchos pacientes, quienes me dieron mucho apoyo. Sabía muy poco de la enfermedad. Después de venir al hospital me fui informando de lo que significaba tener VIH.
Con mi familia tratamos de averiguar cómo podía haberme contagiado. Cuando tenía 11 años, me dio una fiebre muy grande de tifus y estuve internado 15 días en un hospital de Anantapur. Recibí una transfusión de mi padre y otra de un conductor de autorickshaw. Volví a casa y, luego, regresé de nuevo a la escuela. Sin embargo, desde ese momento me sentía débil y enfermaba frecuentemente. Probablemente fue con esa transfusión que contraje la enfermedad.
 
¿Cómo ha sido el proceso de llegar a estar aquí?
Cuando me diagnosticaron la enfermedad, tenía 23 años y pesaba 44 kilos. Estuve un año sin salir de mi pueblo, recibiendo tratamiento para la tuberculosis y visitando el hospital frecuentemente, donde recibía apoyo psicológico de los consejeros. Ese año no pude hacer nada, ni estudiar ni trabajar. Estuve en cama durante muchos meses.
Después de un año de recuperación, retomé y finalicé mis estudios. Gracias al apoyo de los doctores, consejeros y también de toda mi familia he podido salir adelante. Entendí que el tratamiento del VIH es para toda la vida, por lo que si te controlas y eres responsable con los medicamentos, puedes vivir bien y llevar una vida como todas las personas. Gracias a la empatía de las personas que trabajan en el hospital y su constante apoyo, pude salir adelante. Por este motivo, ahora trabajo como consejero. Quiero que más personas tengan las herramientas que a mí me ayudaron. Yo tengo VIH y soy un ejemplo de que es posible llevar una buena vida.
 
¿Cuál es la situación de discriminación que viven las personas con VIH en esta zona?
Muchas personas son rechazadas por sus familias y expulsadas de casa. El pensamiento que se da en los pueblos es el de culpar a los enfermos, quienes de cierta forma “se lo merecen”, negándoles la oportunidad de recibir el apoyo que necesitan. También es posible ver la discriminación que hay en los centros de salud, donde se niegan a atender a personas con VIH y, si lo hacen, cobran cifras que las personas no pueden pagar. En las zonas rurales, algunas personas piensan que uno se ha contagiado por tener relaciones sexuales, lo cual está muy mal visto en esta cultura. Este estigma hace que las personas no quieran ni decir que están enfermas, con lo cual no reciben el tratamiento que necesitan para salir adelante.
Yo también lo he vivido, el sentirme excluido y con la autoestima muy baja. Nunca pensé que llegaría a conocer a alguien y, sin embargo, me casé hace dos meses. Mi mujer también tiene VIH. Nos conocimos porque ella venía a tratarse al Hospital. El hecho de que estemos los dos en esta situación hace que nos apoyemos mutuamente para salir adelante.
 
¿Cómo es posible romper con este estigma?
Yo creo que los tabúes se pueden eliminar, pero es necesario educar a la población. Tengo la enfermedad y soy igual que cualquier otra persona: tengo los mismos derechos, estoy trabajando, puedo formar una familia, ser feliz y llevar una vida normal. Tenemos que lograr que la sociedad abra su mente y deje de juzgar. Hay que romper con los estigmas que rodean el VIH. Es importante que todos los integrantes de la sociedad lo vean de esta manera también, no solo quienes están contagiados. Desde la FVF estamos realizando talleres de sensibilización en los pueblos y en el Hospital. Explicamos qué es el VIH, cómo se trata y cómo se previene para evitar que sigan aumentando los casos. También trabajamos con embarazadas que requieren nuestro apoyo, ya que ellas son quienes más necesitan proteger su salud y la del bebé.
Fundación Vicente Ferrer | Constanza González

El Seis Doble colabora con la Fundación Vicente Ferrer
Tienes el poder de cambiar el presente de la India




 
._000379

El Seis Doble no corrige los escritos que recibe. La reproducción de este texto es literal; fiel a las palabras, redacción, ortografía y sentido del autor/es.
  • 0Comentario
    Imprimir Enviar a un amigo
  • Compartir

Noticias similares

AÑADIR UN COMENTARIO

* Escribe en cifra el resultado de la suma en el campo.

* Es obligatorio cumplimentar esta casilla con un nick o nombre real. No utilizar la palabra "Anónimo" o similares.

* La dirección no aparecerá públicamente pero debe ser válida. En caso contrario no se editará el comentario. Se comprobará la autenticidad del e-mail, aunque no se hará pública, siguiendo nuestra política de privacidad.

* El comentario puede tardar en aparecer porque tiene que ser moderado por el administrador. * Nos reservamos el derecho de no publicar o eliminar los comentarios que consideremos de mal gusto,    ilícitos o contrarios a la buena fe; así como los que contengan contenidos de carácter racista, xenófobo, de    apología al terrorismo o que atenten contra los derechos humanos. * EL SEIS DOBLE no tiene por qué compartir la opinión del usuario, ni se hace responsable de las opiniones    vertidas. * Se recomienda no abusar de las mayúsculas ni de abreviaturas. * Los comentarios tienen que guardar relación con el tema del que trata la noticia. * No se admiten comentarios de carácter publicitario.